El nuevo plan quinquenal chino

Recientemente fue aprobado el borrador del nuevo plan quinquenal chino para los años 2011-2015. Aunque su contenido no es conocido, si se han hecho públicas las líneas maestras que lo inspiran.

Quizás, la frase que mejor resume la filosofía del plan es adoptar “un crecimiento endógeno propulsado por la innovación”.

Tras años de impulsar el crecimiento basado en las exportaciones de manufacturas baratas e intensivas de mano de obra, las autoridades chinas quieren dar un giro a su modelo económico.

Un crecimiento más moderado (7% anual), aumentar el empleo urbano en 45 millones y estabilizar los precios son las principales metas económicas.

En cuanto al cambio de modelo económico los principales objetivos son desarrollar el consumo interno, obtener importantes logros en industrias estratégicas emergentes, aumentar el peso del sector servicios en 4 puntos al igual que la tasa de urbanización.

Para conseguir este cambio de modelo se plantean conseguir importantes logros en innovación, principalmente llegar al 2,2% del PIB en I+D y conseguir 3,3 patentes por cada 10.000 habitantes.

Finalmente cabe destacar la importancia que se le atribuye a las políticas medioambientales y energéticas. Los principales objetivos son la reducción de un 16% del consumo energético por unidad de PIB y de un 30% de agua consiguiendo una reducción de la emisión de CO2 del 17% por unidad de PIB. Igualmente, plantean un fuerte cambio en el mix energético con fuerte impulso a la energía nuclear y a las energías limpias.

Algunos objetivos parecen ambiciosos pero los anteriores planes también lo parecían y, sin embargo, fueron cumplidos de sobra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *